Manos de Jesús - SALUD HOLISTICA

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Sintonización con Las Manos de Jesús

El "poder" que Dios le dio a Jesús fue pasado a sus discípulos para ser pasado, sucesivamente a través de generaciones. Ese poder nunca ha sido acaparado por un solo ser, ni podrá serlo. Efectivamente, no puede ser poseído. Yo creo que la potenciación de Las Manos de Jesús puede y debe ser recuperada (como lo ha sido incontables veces en el pasado) con un espíritu humilde y de servicio. Es ahora ofrecido otra vez con el mismo espíritu.
Es probablemente una ventaja tomarla si tú estás iniciado en Reiki, Medicina Angelical o algún sistema de energía similar, pero no es un pre-requisito imprescindible.
Las Manos de Jesús y tus manos
Las manos de Jesús bendecían. Partían el pan, incluso lo multiplicaban. Manos fuertes y vigorosas, de carpintero. Y, al mismo tiempo, tiernas, como cuando acariciaba a un niño o limpiaba una lágrima de las mejillas de su Madre. Manos que extendían, respetuosas, los rollos de las Escrituras en la Sinagoga. Dedos que enfatizaban sus palabras o escribían sobre la arena.
Eran manos que curaban y hasta resucitaban. Podían expresar enojo con los mercaderes en el templo y ternura con los enfermos que llegaban a Él. Las manos de Jesús enseñaban, expresaban, amaban. Con ellas difundía su misericordia y amor. Eran manos que entregaban incesantemente. Manos orantes, cuando Él subía al monte a conversar con su Padre en la madrugada.
Todos sabemos que, ahora, ni Él ni sus manos están entre nosotros de forma física, pero, por un momento, observa tus manos. Sí, son tus manos, pero Jesús quiere usarlas y son, en realidad, suyas. Esas manos, tus manos, también pueden ser orantes, dar misericordia, ser enérgicas, sensibles, amorosas... Pueden volver a abrir las escrituras respetuosamente y escribir sobre la arena. Sí, son tus manos, pero deja que Jesús las use, o mejor aún, pídele que lo haga, ofrécele tus manos. ¡Cuántas manos podría tener Jesús hoy si se las entregáramos!
Hay sólo una sintonización y no se necesitan símbolos.

APORTACION ECONOMICA VOLUNTARIA

La Sintonización de Las Manos de Jesús no puede valorarse, no puede ponerse un precio por algo que no nos pertenece, en realidad esta sintonización solo puede recibirse directamente de Jesús, y nadie que desee recibirla dejará de hacerlo por motivos económicos. Se entrega manual, hojas de jercicios preparatorios, previos a la sintonización, y certificado, que te acredita como Facilitador para la Sintonización con Las Manos de Jesús. Se solicita una donación voluntaria, siempre en función de las posibilidades de cada persona.

APORT. VOLUNTARIA Sintonización con Las Manos de Jesús
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal